Big Data en la campaña electoral de Estados Unidos

Un pequeño grupo de empresas emergentes especializadas en el análisis de datos ha irrumpido en las elecciones estadounidenses vendiendo herramientas para segmentar y atraer a los votantes

Cuenta la periodista Hannah Kuchker del periódico Financial Times, que fue a partir de las elecciones de 2012 cuando el equipo asesor de Barack Obama se dio cuenta de la importancia del análisis de datos en las campañas políticas.

Ahora, según advierte Kuchler, las tecnologías permiten que los equipos de campaña hagan una segmentación de los votantes y luego utilicen publicidad específica tanto digital como televisiva para animarles a votar, donar o hacer tareas voluntarias. Durante mucho tiempo, los candidatos han utilizado registros electorales que aportaban información básica. Actualmente, los equipos de campaña pueden combinar esta información electoral con un rastreo de la actividad online de los usuarios para llegar a los perfiles más interesantes. Forma parte del poder del tratamiento de datos (Big Data).

En la actual carrera electoral de Estados Unidos, ha adquirido mucha relevancia el tratamiento de la información que hace una de estas empresas (Quid) con la campaña electoral del candidato Bernie Sanders. En concreto, analiza el impacto en los medios de comunicación que tienen las empresas que nombra el candidato Sanders en sus discursos. Para entenderlo utilizaremos el ejemplo que explica en su artículo Kuchker.

La lista de empresas que nombra dicho candidato y luego tienen mucho impacto en medios está encabezada por Goldman Sachs, e incluye a Verizon o General Electric. Sin embargo, Quid se ha dado cuenta de que, aunque Sanders menciona a menudo a Walmart, esta no aparece tanto en la prensa. ¿Casualidad?

Cómo el Big Data ayudará a resolver los problemas con los alimentos en Reino Unido

Los beneficios de los agricultores, la biodiversidad rural y la elección de los consumidores podrían mejorar significativamente mediante el intercambio de datos sobre el sistema alimentario

Farming_BigData

Ese es el objetivo de Agrimetrics, el primer centro de análisis de grandes volúmenes de datos para la agricultura puesto en marcha en el Reino Unido. A diferencia de otros centros Agrimetrics utilizará la información administrativa, de los centros de distribución de alimentos, de los productores y de los consumidores, entre otras fuentes, para proporcionar mejoras significativas en los mercados de alimentos.

El profesor Richard Tiffin, de la Universidad de Reading, es el director científico de Agrimetrics: “la alimentación y el sector agrícola se enfrentan hoy en día a desafíos sin precedentes. Mil millones de personas en el mundo son obesos, mientras que otros mil millones se van a la cama con hambre. A los productores de leche se les paga menos de lo que les cuesta producirla, etc. La sostenibilidad a largo plazo se sacrifica para obtener ganancias a corto plazo”. El sistema alimentario se ha vuelto tan complejo que empieza a parecerse al mundo de las finanzas, sin embargo, los riesgos son aún mayores“.

Richard Tiffin añade: “Sólo mediante la participación de todos los actores del sistema alimentario se pueden abordar los retos a los que nos enfrentamos. Los agricultores tienen que ser capaces de cultivar de manera más inteligente con el fin de aumentar la productividad, los supermercados tienen que ser capaces de garantizar un aprovisionamiento seguro y sostenible de alimentos, y el sistema alimentario en su conjunto necesita información para reducir los residuos. Mediante el uso de datos para conectar la información desde los agricultores a los consumidores de alimentos, el sistema puede ser más sensible, por lo que todos se benefician”.

El ministro de Agricultura, George Eustice, se expresaba de esta manera: “Los agricultores británicos están haciendo cada vez más uso de los datos para ayudar a administrar y hacer crecer su negocio, desde la predicción de las tendencias climáticas, a la evaluación de la calidad del suelo y el uso de las mejores técnicas. Esta nueva tecnología ha contribuido al aumento de la eficiencia y nos ayudará a aumentar el valor de nuestra industria de alimentos y la agricultura”.